Llamamiento urgente para la aplicación de los requerimientos de las Naciones Unidas para el alto el fuego mundial y la liberación de presos políticos

El 23 de marzo de 2020, el Secretario General de las Naciones Unidas, António Guterres, hizo un llamamiento a un alto el fuego mundial. El 25 de marzo de 2020, la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, pidió a los gobiernos que redujeran el número de personas detenidas y que pusieran en libertad a todas las personas detenidas sin suficiente fundamento jurídico, incluidos los presos políticos y otras personas detenidas por expresar opiniones críticas o disidentes. El 3 de abril de 2020, el Secretario General Guterres reiteró su llamamiento a un alto el fuego mundial inmediato. Leer en PDF- “Llamamiento urgente para la aplicación de los llamamientos de las Naciones Unidas para el cese del fuego y la liberación de los presos políticos”

Nosotros, los firmantes de este llamamiento, acogemos con satisfacción los requerimientos de las Naciones Unidas para un inmediato cese del fuego mundial y la liberación de los prisioneros políticos como pasos importantes en la batalla mundial contra COVID19. Hasta la fecha, ningún Estado miembro de las Naciones Unidas ha liberado a los presos políticos, aunque algunos, como Turquía, Colombia, España, Myanmar e Irán han liberado a delincuentes condenados incluso por delitos graves. Además, a pesar de la pandemia, los miembros de la sociedad civil y los trabajadores de la ayuda humanitaria siguen detenidos en centros de detención a menudo superpoblados y antihigiénicos.

Lamentablemente, muchos gobiernos no acatan los llamamientos de las Naciones Unidas, y algunos utilizan la actual crisis sanitaria mundial como una oportunidad para intensificar sus políticas represivas. A pesar de los repetidos llamamientos de la ONU para un alto el fuego mundial, los enfrentamientos militares continúan en todo el mundo. En varias zonas de conflicto armado, las fuerzas estatales están abriendo nuevos frentes y ampliando sus campañas de agresión militar. Las actividades de las fuerzas paramilitares también han aumentado exponencialmente, amenazando la armonía social y la seguridad. Con preocupación observamos que varios Estados miembros de las Naciones Unidas con conflictos internos utilizan COVID-19 como arma cuasi biológica, enviando a personas infectadas con el virus mortal a zonas habitadas por sus oponentes o simpatizantes de la oposición.

Las poblaciones civiles, ya vulnerables, se enfrentan a heridas, muertes o desplazamientos a causa de los asaltos militares, además de la continua propagación de COVID-19, ya que mata a miles de personas cada día. Las estrategias de contención de COVID19 fallan en las comunidades pobres, vulnerables y marginadas. Estas poblaciones, que ya se enfrentan a servicios de salud inadecuados y a la pobreza, no tienen casi ninguna perspectiva de recibir ayuda humanitaria adicional para ayudar a hacer frente a la amenaza de COVID-19.

Por ello, nosotras, las organizaciones abajo firmantes, apelamos para:

  1. La aplicación del llamamiento de las Naciones Unidas para un alto el fuego mundial (bilateral). Para lograr efectos tangibles sobre el terreno, los gobiernos deben responder positivamente a las cesaciones del fuego unilaterales promulgadas por las fuerzas de la oposición y convertirlas en cesaciones del fuego bilaterales o, como mínimo, cesaciones del fuego unilaterales recíprocas.
  2. La resolución de los conflictos políticos mediante negociaciones significativas que aborden las raíces del conflicto.
  3. La liberación inmediata de todos los prisioneros políticos.
  4. El fin de la escalada militar y la apertura de nuevos frentes militares. La desmilitarización y la protección de los asuntos humanitarios en esta época de crisis y de intensa necesidad humanitaria.
  5. El suministro urgente de asistencia para la pandemia COVID-19 y ayuda humanitaria a través de las instituciones de las Naciones Unidas directamente a las organizaciones de la sociedad civil local para las poblaciones pobres y vulnerables en las zonas de conflicto armado.
  6. La protección de los activistas pro derechos humanos, los defensores de los derechos humanos y los miembros de los movimientos de justicia social a través de medios legales, políticos y diplomáticos.


Atentamente,
Organizaciones miembros de la Red RLM (Movimientos de Resistencia y Liberación)

Apoyado por, entre otros:

  • El Movimiento Vasco
  • La Delegación del Diálogo de Paz – Ejército de Liberación Nacional – Colombia
  • El Congreso Nacional del Kurdistán
  • Algunas organizaciones étnicas armadas de Myanmar
  • La Oficina de Euro-Birmania
  • Fidel Agcaoili, Presidente y firmante del Panel de Negociación del Frente de Filipinas (NDFP)
  • Dr. Sai Oo, miembro del comité de negociación política de las organizaciones étnicas armadas, miembro del Comité Conjunto de Paz y Diálogo de la Unión (UPDJC) y del Instituto Pyidaungsu para la Paz y el Diálogo, Myanmar

Para consultas y más información, no dude en contactarnos:

c/o: Oficina de Euro Birmania
Victor Biak Lian
Director de Operaciones
E-Mail: vblian@hotmail.com
http:// www.euro-burma.eu

c/o: Gorka Elejabarrieta Diaz
Senador Vasco
Director del Departamento de Relaciones Internacionales de EH Bildu
E-Mail: gorka.elejabarrieta@senado.es

c/o: Congreso Nacional del Kurdistán
E-Mail: kongrakurdistan@gmail.com
http://www.kongrakurdistan.net

°°°
Los firmantes de esta declaración tienen diferentes experiencias en la resolución de conflictos. Los firmantes forman parte de un grupo de reflexión y estrategia entre iguales sobre las negociaciones, compuesto por movimientos de oposición política armados y no armados. El grupo RLM se ha establecido para explorar opciones políticas para la transformación de conflictos, mejorar la capacidad del movimiento participante para entablar negociaciones significativas y como plataforma para compartir y aprender de las experiencias de negociación de otros movimientos y de otros procesos de paz. La Red ofrece sus conocimientos y experiencia para ayudar, si es necesario, a los movimientos que han decidido seguir el llamamiento mundial del Secretario General de las Naciones Unidas para declarar un alto el fuego.


Traducido por Rojava Azadi Madrid - 8 mayo 2020

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies