“Necesitamos un movimiento revolucionario capaz de superar toda clase de opresión”

Fuente: Internationalist Commune of Rojava
Fecha: 03/12/2017
Traducido por Rojava Azadi
comune

Escultura de la şehid Arin Mirkan in Kobane

 

  1. ¿Qué es la Comuna Internacionalista de Rojava?

La Comuna Internacionalista de Rojava (ICR) reúne a los internacionalistas en Rojava y es una base para los revolucionarios internacionales que trabajan en las estructuras civiles del norte de Siria.
Desde el comienzo de la revolución en 2012, la filosofía de ésta se basa en su implementación práctica, que se ha convertido en una nueva esperanza para los revolucionarios de todo el mundo. Esto ha hecho que mucha gente, procedente de diferentes países, vengan a Rojava, pero, una vez en Rojava, es necesario encontrar el camino correcto para apoyar esta revolución. Al principio, era difícil para los internacionalistas encontrar su lugar, especialmente para los que vinieron a trabajar en la sociedad civil. Pero con la ayuda del movimiento kurdo y la cooperación con Y.C.R. (Yekitiya Ciwanen Rojava, el Movimiento Juvenil de Rojava), nos convertimos en parte de las estructuras de la revolución. Hoy en día, la Comuna Internacionalista de Rojava (ICR) está trabajando, como las otras 3.732 comunas organizadas en Rojava. Los trabajos de ICR se basan en los principios y las estructuras de la autonomía democrática, si bien con un enfoque especial en el fortalecimiento de la dimensión internacionalista de la revolución. Nuestro eslogan principal (‘Aprender, apoyar, organizar’) es un buen resumen de nuestras tareas.

  1. ¿Cuál será el trabajo concreto de la academia?

La academia es parte de las infraestructuras que estamos construyendo para implementar nuestros trabajos, junto con la cooperativa de árboles que estamos planificando. La academia será parte del sistema de academias de Rojava, pero con la tarea especial de enseñar a otros internacionalistas que vienen a Rojava. Estamos preparando un curso formativo de tres meses que incluye clases de kurmanji (la lengua kurda hablada en Rojava) y seminarios sobre la ideología y el sistema de la sociedad de Rojava. El trabajo ideológico se combinará con el trabajo práctico en la cooperativa de árboles, trabajando en un proyecto ecológico en apoyo de la reforestación de Rojava.
Los objetivos de esta educación, además de aprender y compartir conocimientos, es vivir una vida comunitaria que dé sentido a la formación, llevando a la práctica las cosas que aprendemos en nuestra vida diaria. La academia también albergará una biblioteca internacionalista para reunir conocimientos y experiencias de todo el mundo. Esperamos convertirnos en una referencia para los internacionalistas a nivel mundial, inspirándoles para comenzar proyectos similares y apoyar otras iniciativas de academias autogestionadas internacionalistas.

  1. ¿Cuál es el perfil típico de un miembro de vuestra comuna?

No hay un ‘perfil típico’, venimos de diferentes partes del mundo y con diferentes antecedentes políticos. Pero hay cosas que todos compartimos. Somos jóvenes, compartimos nuestros valores internacionalistas y revolucionarios, y compartimos nuestra esperanza en esta revolución. Todos luchamos por la liberación de las mujeres, por una sociedad ecológica y contra la opresión y la centralización del poder.
Estamos aprendiendo a superar las cosas que nos separan, vivir en comunidad y dar sentido a nuestras perspectivas revolucionarias internacionalistas. Es cierto que la mayoría de las personas que forman parte de la ICR en este momento están llegando desde Europa, donde es más fácil tener la posibilidad y los recursos para llegar hasta Rojava, pero también hay gente de diferentes países de Oriente Medio y algunos de Norte y Sudamérica.
Todos nosotros tuvimos contacto con el movimiento kurdo anteriormente, tal vez con organizaciones kurdas, tal vez simplemente leyendo libros de Abdullah Öcalan o siguiendo la situación política en Oriente Medio y la Revolución de Rojava. La mayoría de nosotros venimos de diferentes organizaciones políticas de lo que podemos llamar ‘izquierda radical’, en su mayoría anarquistas y comunistas, y también de diferentes organizaciones feministas. La diversidad de identidades y procedencias enriquece nuestros debates y nuestra organización, creando un ambiente colorido donde aprendemos cómo poner en práctica las ideas del Confederalismo Democrático.

  1. ¿Cómo funciona la autonomía de las mujeres en vuestra organización?

La razón principal por la que nosotros, como mujeres, nos estamos empoderando, para fortalecernos a nosotras mismas y a nuestro trabajo. Vemos el enfoque y la fortaleza de las estructuras de las mujeres como la esencia y el mayor potencial de la revolución, como la clave para superar el patriarcado capitalista y, tal vez lo más importante, como la fuerza inicial para crear formas de vida realmente comunales y liberadoras, trabajando y peleando juntos. Por lo tanto, decidimos tener reuniones autónomas y estamos creando nuestro propio espacio en la academia. Nuestro trabajo está profundamente relacionado con el movimiento de mujeres jóvenes y el movimiento de mujeres en general, lo que nos da un terreno diferente y otros enfoques sobre los cuales esperamos cambiar e inspirar a toda la estructura. Ejemplos para nuestros trabajos son nuestra participación en una cooperativa agrícola de mujeres jóvenes, las mujeres de la aldea Jinwar, la Facultad de Jineolojî, o trabajando en casas o academias de la juventud, así como nuestro trabajo en la comuna y la academia internacionalista. Queremos construir conexiones con las mujeres y grupos feministas de todo el mundo, sabiendo que nuestra lucha necesita que estemos unidas para tener éxito, es por eso que nos gustaría invitar a todas las mujeres a venir, unirse a nuestro trabajo y la revolución.

  1. ¿Qué significa el internacionalismo para ti?

Estamos estudiando este tema, investigando la historia de cómo se ha estado organizado el internacionalismo y poniéndolo en el contexto de los movimientos revolucionarios que existen en la actualidad. Cuando hablamos de internacionalismo, necesitamos conectar este patrimonio con la realidad de nuestros movimientos.
Las raíces de estas ideas se basan en lo que llamamos la Primera Internacional de Trabajadores, llamada entonces ‘Asociación Internacional de Trabajadores (entre 1864-1877). Fue creada para la confluencia de diferentes movimientos socialistas. Hoy estas palabras casi no tienen significado, y esto se puede decir que es una victoria de las potencias capitalistas. Si queremos organizarnos como internacionalistas, tal vez debamos pensar en lo que entendemos por socialismo. Necesitamos aprender sobre nuestras identidades y sociedades, aprendiendo de los errores de nuestros predecesores. La primera internacional fue un intento de unir a los oprimidos contra los opresores, basada en la identidad de los trabajadores. Pero este enfoque dejaba fuera a todas las demás identidades oprimidas, comenzando por las mujeres, no incluyéndolas en esta ‘asociación de trabajadores’.
Como señalaba nuestro compañero Dilar Dirik, debería ser un «proceso multidimensional que contribuya a la emancipación de todos los involucrados». Tenemos que ser conscientes de cómo interactuar inter seccionalmente en nuestras sociedades, y qué tipo de movimiento revolucionario será capaz de superar todas las opresiones a las que nos enfrentamos. Desde la opresión de género a la discriminación étnica, de la asimilación colonial al centralismo de los adultos. En Rojava, la revolución es una joven kurda.

  1. Una pregunta que se plantea mucho es si los revolucionarios deben o no apoyar otras revoluciones u organizar sus propias comunidades. ¿Cómo abordáis este tema?

Como internacionalistas, nuestro enfoque es que tenemos que estar donde sea necesario. Por supuesto, nos gustaría ser revolucionarios en nuestras propias comunidades, pero hoy en día la Revolución de Rojava es un ejemplo para toda la humanidad, y es una oportunidad para que aprendamos. Es por lo que decidimos venir aquí, para apoyar esta revolución y ser parte de ella. Estamos aquí para reunir el conocimiento, la experiencia y la voluntad necesarias, que nos permitirán organizar el movimiento revolucionario internacional capaz de cambiar este mundo.
El sistema capitalista globalizado gobierna en todo el mundo, imponiendo su propia mentalidad y forma de vida. Necesitamos vencer la opresión patriarcal, en la que se basan más de 200 naciones-estado. Necesitamos luchar por la liberación de las mujeres, defendiendo la expresión libre e igual de todas las identidades de género. Necesitamos detener la destrucción de nuestro planeta y necesitamos terminar con la extinción de un número aterrador de especies, creando y defendiendo una civilización democrática y ecológica, en coexistencia con los otros seres vivos.
Aquí, en Rojava, enfrentamos nuestro idealismo con el trabajo práctico, enfrentando las contradicciones y los problemas que aparecen cuando realmente se está cambiando la sociedad. Especialmente para los revolucionarios occidentales, acostumbrados a leer y teorizar en aulas universitarias, Oriente Medio es una gran escuela para ver la realidad. Aquí podemos ver directamente cómo nuestros privilegios se basan en la opresión de la gente en el llamado tercer mundo, y cómo la guerra es utilizada por las potencias capitalistas para alcanzar sus deseos imperialistas y ganar mucho dinero vendiendo armas y tecnología militar.
La vida correcta no se puede vivir en la sociedad equivocada, pero la lucha correcta se puede combatir allí donde los sistemas de dominación oprimen a la gente. La gente revolucionaria ama a su pueblo y a su patria, pero no le importan las fronteras y los Estados. La solidaridad es la ternura de los pueblos, y la vida comienza donde termina el Estado. Y eso es el internacionalismo moderno.
comune2

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies