Jineolojî – La ciencia de las mujeres

Jineolojî
– La ciencia de las mujeres.
En el Kurdistán, territorio carente de Estado propio que se encuentra repartido dentro de las fronteras de Siria, Turquía, Irak e Irán, las mujeres
llevan años reivindicando su lugar y recuperando su memoria histórica.
Son parte de un movimiento revolucionario que se apoya en los principios de liberación de la mujer, ecología social y confederalismo democrático.
Jineolojî significa literalmente ciencia de la mujer. ‘Jin’ en kurdo quiere decir mujer, y el sufijo ‘Lojî’ hace referiencia al estudio de, o ciencia. Es a través de ella que las mujeres luchan en todos los ámbitos de la sociedad. Este trabajo se esforzó primariamente en responder a la pregunta de «cómo surge la necesidad de la ciencia de la mujer», y «qué necesidades puede cumplir». Sus principales áreas de actuación se centran en 8 ejes: demografía, ecología, economía, educación, ética y estética, historia, política y salud.
Para este movimiento, el nivel de libertad de una sociedad se mide por el nivel de libertad que tienen las mujeres en el mismo. La Jineolojî es el resultado del estudio de muchos movimientos diferentes, incluidos el anarcofeminismo, ecofeminismo y feminismo marxista. El proceso de discusión que comenzó en las academias de las montañas de Kurdistán, se extendió gradualmente dentro de la sociedad. Actualmente, Jineolojî se organiza a través de comités en las cuatro partes del Kurdistán, Europa y Rusia.
Hoy en día, sus teorías están entrando en contacto con feminismos de todo el mundo para, en parte, poco a poco, llegar a un entendimiento mutuo, como por ejemplo en temas concernientes a diversas orientaciones sexuales e identificaciones de género. El diálogo está abierto. También son un toque de atención hacia feminismos blancos occidentales y feminismos institucionales. La Jineolojî aporta a los feminismos para luchar en conjunto, pero no se identifica con el término.
– Teorías principales
1. Primera ruptura sexual: la historia antigua.
Para la Jineolojî, la ciencia y la filosofía están históricamente al servicio del poder patriarcal. Esta primera interpretación de la sociedad donde se  desarrolla la autoridad y jerarquización se denomina primera ruptura sexual. Así, ellas buscan por sí mismas nuevas formas de conocimiento, entre las que se encuentra la mitología y su reinterpretación. Para llegar a un entendimiento pleno también se apoyan en el estudio de las sociedades neolíticas, donde la mujer estaba en el centro. Su objetivo es usar y crear metodologías de conocimiento que no estén sesgadas por la óptica patriarcal.
2. Segunda ruptura sexual: Estado, capitalismo y esclavitud.
Surgen las religiones monoteístas y la mujer se define como ser creado de interés sexual, a la vez que se convierte en objeto reproductivo para producir más capital humano. El matrimonio se convierte en mecanismo de  esclavización de la mujer como ama de casa. En esta ruptura el Estado y el capitalismo surgen aportando un pensamiento que reduce a la mujer a la explotación y la despoja de cultura propia.
3. Tercera ruptura sexual: matar al macho dominante.
Además de las relaciones sexuales, el feminismo no ha presentado soluciones prácticas sobre cómo los patrones de las relaciones entre mujeres y hombres podrían ser desafiados y reestablecidos.
Las políticas feministas han abogado principalmente por la formación de espacios separados exclusivamente para mujeres, sin prestar demasiada atención a las políticas y plataformas comunes para la lucha de género que apuntan a la transformación de los hombres. Las soluciones propuestas se han centrado principalmente en la ilustración de las mujeres, obviando perspectivas de la transformación de los hombres para que reconozcan la voluntad de las mujeres y para que respeten sinceramente el intelecto y las emociones de las mujeres. Para la Jineolojî, matar al macho dominante pasa por la revisión de estas cuestiones.
– Otras teorías importantes:

  1. Convivencia libre.
    Relacionarse desde el respeto mutuo como amigas y camaradas. Según ellas, la Modernidad capitalista ha llevado la sexualidad más allá de sus límites naturales. El amor se entiende como enfocar la energía hacía otros lugares no exclusivos de la pareja. El amor hacia el entorno y hacia crear cosas es parte de su esencia misma. Rechazan el matrimonio, donde la mujer pierde su espíritu, desaparece y pasa a formar parte del marido. Según ellas, la sexualidad es una cualidad y un instinto del ser humano y no puede ser rechazada, aunque no se reduce únicamente al cuerpo. Tener relaciones sexuales requiere valentía y una gran capacidad para ejercer la libertad. En condiciones de esclavitud (Estado, capitalismo, patriarcado) no puede haber un sexo libre. Es por ello que entre las personas del movimiento, las relaciones se basan principalmente en el mero compañerismo.
  2. Ética y estética.
    Ligan la belleza mental con la belleza física. Son los valores morales los
    que determinan lo bella que es una persona.
  3. Autodefensa.
    La mujer toma las riendas de su propia autodefensa en todos los ámbitos
    de la vida, desde la autodefensa basada en la autogestión hasta tomar protagonismo en la lucha armada a través de las Fuerzas de Protección
    de la Mujer (YPJ).

– Orígenes.
El origen de la Jineolojî se remonta a las organizaciones autónomas de
finales de los años 80 en el Kurdistán. Una figura muy destacada fue la
compañera Sara, Sakine Cansiz, co-fundadora del PKK (Partido de los
Trabajadores del Kurdistán) que fue asesinada en París el 9 de enero de
2013 junto con las compañeras Fida Dógan y Leyla Söylemez.
Las mujeres empezaron a organizarse también a nivel militar y a crear
estructuras propias organizativas, que operan hoy en día bajo diferentes
siglas, como KJK (Komalên Jinên Kurdistán) – Unión de Mujeres del
Kurdistán.
«Podríamos decir que la Jineolojî es crear una piscina de conocimiento sobre el conocimiento de la mujer. Con este objetivo creamos una unidad en las montañas de compañeras con el propósito de generar debates y estudios sobre la Jineolojî.
Este grupo de compañeras iniciaron un trabajo con las academias y escuelas, con todo el conocimiento que habían recogido y acumulado sobre la verdad de la mujer, además de consultar a las compañeras para determinar y fijar el
camino a seguir.
Otra concepción errónea con la que hay que romper es que la Jineologî es una ciencia de la mujer kurda. La Jineologî es una ciencia de todas las mujeres del mundo, hay otras mujeres que no son kurdas que han llevado estudios o tienen conocimientos que aportan al conjunto. Queremos que todas las mujeres del mundo vuelquen sus conocimientos en esa piscina,»
-miembro del Comité Europeo de Jineolojî.

jineoloji.org/es
Jin  – Mujer
Jiyan – Vida
Azadi – Libertad
rojavaazadimadrid.wordpress.com
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies